MEDIO AMBIENTE

Expertos alertan de que el cambio climático ya afecta a la fauna y la flora almeriense

  • La Universidad de Almería acoge el I Congreso de Biodiversidad que reunió a investigadores, periodistas ambientales y público en general.

Grupo de participantes en el congreso en la playa de El Mónsul. Grupo de participantes en el congreso en la playa de El Mónsul.

Grupo de participantes en el congreso en la playa de El Mónsul.

 Grupo de participantes en el congreso en la playa de El Mónsul.

Los ciclos reproductivos de ciertas especies están cambiando y la floración de algunos cultivos se adelanta. Es la consecuencia del clima, aún más cálido, al que se está viendo sometida la provincia de Almería. Las estaciones se han aliado para hacer un frente común contra el invierno y eso ya está comenzando a tener sus repercusiones sobre la flora y la fauna: respecto a la década de los 80, Almería ha aumentado de media su temperatura en más de un grado según la información obtenida de Aemet, pero también en base a los datos que ofrecen la NASA y otras agencias de captación. Un ascenso en los valores medios de la temperatura que no se produce en los meses de verano, si no que resta frío a las estaciones menos cálidas, caso del otoño, y, sobre todo, al invierno.

Las señales tradicionales de las gentes del campo han perdido su sentido; las nubes de levante ya no indican agua ni las escarchas fuertes indican futuras precipitaciones. Y en pleno mes de enero, la Junta de Andalucía tiene que hacer un llamamiento a la colaboración ciudadana para evitar los incendios forestales ante la situación de riesgo por las condiciones meteorológicas adversas, marcadas por la escasez de precipitaciones o temperaturas superiores a la media.

Estos cambios tuvieron presencia en el I Congreso de Biodiversidad que reunió en la Universidad de Almería a investigadores, periodistas ambientales y público en general. El director de conservación del Parque Natural Sierra Nevada, Ignacio Henares, realizó un llamamiento a la implicación de la sociedad aseverando que la educación “es un arma de futuro contra este cambio”.

En el Parque Natural de Sierra Nevada se están estudiando las acciones de conservación que se pueden realizar en el siglo XXI centro los espacios naturales en lo que a la conservación de la biodiversidad se refiere. Sierra Nevada acaba de entrar en la Green List de países europeos concienciados en esta materia y lleva varios años trabajando junto con el Observatorio de Cambio Global para ser laboratorio donde analizar los efectos del cambio global, no sólo los futuros sino los que ya se están manifestando con el fin de llevar a cabo medidas de gestión adaptativa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios