UNIVERSIDAD DE ALMERÍA

La comunidad universitaria tendrá su primera residencia en 2016

  • El proyecto, que se construirá sobre suelo cedido por el Ayuntamiento, necesita una inversión de 6,5 millones aportados por las empresas concesionarias de la gestión y dos procedentes de las arcas académicas.

La residencia de estudiantes está a punto, aunque con retraso porque desde hace un lustro todo estaba listo para que se iniciara el proceso, pero no hubo forma. Incluso se tuvo que renovar el convenio entre el Ayuntamiento y la Universidad de Almería. Pero, al fin, se han dado los pasos necesarios y ya hay proyecto, terrenos (cedidos por el municipio), empresas constructoras e incluso lo que va a costar cada plaza. Es más, se ha dado fecha para que esta comience a funcionar, septiembre de 2016, justo con el inicio de curso (2016-2017). 

La futura residencia universitaria se levantará sobre un terreno de 2.183 metros cuadrados en la avenida de Montserrat, cerca de la Estación Intermodal. Este terreno fue cedido de forma gratuita por el Ayuntamiento de Almería mediante la firma de un convenio en 2009. La inversión de la obra y equipamiento de la residencia que realizará la empresa ascenderá a 8,5 millones de euros. La Universidad de Almería cofinancia el proyecto con una aportación de dos millones de euros. El resto corresponde a la empresa concesionaria de la gestión.

Cuando la residencia esté ya en fase de explotación, la empresa concesionaria ofertará a la Universidad de Almería 40 plazas gratuitas por curso académico, todas ellas en pensión completa. El precio mensual por plaza a pensión completa será de 650 euros, precio que figura entre los más asequibles de todo el país. Las obras tendrán una duración de 15 meses a contar desde la fecha de otorgamiento de la licencia de obras y previa formalización del acta de replanteo.

La concesión durará 40 años, que se computarán a partir de la fecha de inicio de la explotación económica de la residencia, prevista para comienzos del curso 2016/17. Tal y como manifestaba el rector de Almería, Pedro Molina, la puesta en marcha de una residencia era una "asignatura pendiente" porque, entre otras cosas, ayudará a cubrir las exigencias de internacionalización de la instititución académica. Pedro Molina ha explicado que los dos millones de euros que aportará la universidad como financiación parcial se justifican en el "retorno" como beneficiaria de la cesión de habitaciones para estudiantes y profesores durante todo el plazo de la concesión y por la disponibilidad de instalaciones comunes para fines ligados a la actividad universitaria.

El alcalde de Almería, Luis Rogelio Rodríguez-Comendador, destacó "la generosidad municipal hacia la Universidad de Almería como institución, así como el gran esfuerzo por parte del Ayuntamiento en la dotación de suelo para que pueda seguir creciendo a corto y largo plazo, demostrando así el compromiso del Partido Popular con la comunidad universitaria, ya que a pesar de no existir una obligación legal, para nosotros sí que hay una obligación moral". Al suelo cedido por el Ayuntamiento para este proyecto se unen los 68.000 metros cuadrados obtenidos en 2009 mediante convenio por el Ayuntamiento y cedidos posteriormente para la ampliación de sus instalaciones académicas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios