Menos desempleo, más movilidad y mayor tolerancia

  • Un informe de la Comisión Europea pone de relieve el impacto futuro de esta experiencia universitaria en el desarrollo profesional.

Los estudiantes Erasmus tienen mejores oportunidades en el mercado de trabajo. Esta es una de las grandes conclusiones que alcanza un informe elaborado por la Comisión Europea para conocer el impacto de este programa 28 años después de su implantación. Esta experiencia aporta desenvolvimiento y éxito laboral como demuestra el hecho de que cinco años después de terminar los estudios la tasa de desempleo de los Erasmus sea un 23% inferior a la de aquellos otros que no disfrutaron de una estancia en una universidad de otro país. El estudio recoge que las posibilidades de sufrir paro de larga duración cae a la mitad.

A partir de observaciones aportadas por 80.000 personas, entre las que figuraban tanto estudiantes como responsables de empresas, se comprobó también como los Eramus acentúan los aspectos más valorados por los empresarios: tolerancia, confianza en sí mismos, capacidad para resolver problemas, curiosidad, conciencia de las propias virtudes y defectos o carácter decidido. El informe señala que estudios realizados antes y después del intercambio en el extranjero han permitido comprobar cómo estos rasgos aumentan un 42% en comparación con estudiantes sin esta experiencia.

La “amplitud de miras y de relaciones sociales” figuran también entre los beneficios directos y constatados. Cinco años después de terminar los estudios, el 40% de los erasmus europeos han cambiado de país de residencia o de trabajo, “ casi el doble respecto a quienes no ejercieron la movilidad durante sus estudios”. Además, el 93% de los estudiantes con excperiencia internacional se ven a sí mismos viviendo en otro país en el futuro.

Entre los andaluces, un sondeo por universidades desvela que Italia es el país favorito. Francia y Alemania se disputan el segundo puesto, seguidas de Reino Unido y Polonia, que es un país que ha irrumpido con fuerza en el universo de los Eramus. Por áreas de conocimiento, destacan, lógicamente, los estudiantes de las diferentes filologías. Después, dependiendo de cada universidad, se sitúan, por ejemplo, los de Farmacia, las titulaciones económicas y Psicología en la Universidad de Granada, o los de Ingenierías y Arquitectura en Sevilla. En Málaga, en cambio, Económicas, Comunicación e Industriales son las facultades y escuelas que envían más alumnos a otras universidades, mientras que en Córdoba destacan los grados de ciencias sociales y jurídicas, humanidades y ciencias de la salud. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios