UNIVERSIDAD DE JAÉN

Nueve emprendedores inauguran el Vivero de Empresas

  • Las instalaciones, ubicadas en la antigua Escuela de Magisterio, tienen capacidad para acoger hasta 30 proyectos · Los promotores disfrutarán de asesoramiento, formación y alojamiento gratuito durante seis meses.

La Universidad de Jaén ha puesto en marcha su primer vivero de empresas dirigido a los emprendedores que surjan en la comunidad universitaria. El servicio ha arrancado en febrero con nueve proyectos que abarcan desde la asesoría jurídica o la eficiencia energética hasta la fabricación de juguetes prediseñados por el usuario.

El vivero se ubica en la antigua Escuela de Magisterio y dispone de capacidad para albergar 30 iniciativas, de las que al menos ocho deben ser de base tecnológica. La gestión de las instalaciones se realiza con la colaboración del Centro de Apoyo al Desarrollo Empresarial (CADE) de Jaén, perteneciente a la red Andalucía Emprende, fundación dependiente de la Consejería de Economía.

El servicio incluye la tutorización de los proyectos empresariales, asesoramiento gratuito durante la elaboración del plan de empresas, formación adaptada a las necesidades de cada emprendedor y alojamiento gratuito durante seis meses que, previa autorización de la Universidad de Jaén, se podrá prorrogar.

Entre las empresas que han llegado al centro listas para funcionar figuran Nesalia, constituida por Rocío Chacón y dedicada a la asesoría en marketing, la cooperativa Heralmo Ingeniería Eficiente, que opera en el ámbito de la eficiencia energética tanto en obra nueva como rehabilitación, Trespasos Consultores, especialista en recursos humanos y formación, y la firma de Regina López Hayas que ofrece asesoramiento jurídico y mediación interjudicial.

Además, están en fase de preincubación Mindfulness Formación y Crecimiento, proyecto de formación en programas psiceducativos liderado por Adela Montalvo, Boch Engineering and Assesement, iniciativa de Manuel Bonilla Chica que opera en el área de la generación de electricidad con tecnologías renovables, mientras que Viridis Iruis, de Pablo Pérez, se encarga de prestar asesoramiento jurídico en el área del medio ambiente y medio urbano.

Finamente, el vivero también acoge en fase de preincubación a EA Comunicación, empresa de asesoramiento y formación en comunicación y a Moyupi, iniciativa de Juan Ángel Medina que plantea llevar a fabricar muñecos diseñados por sus propios clientes gracias a una aplicación también desarrollada por ellos.

Además de preparar el plan de empresa en el periodo previsto y asistir a los cursos formativos que con un mínimo de 15 horas impartirá el personal del CADE, los emprendedores del Vivero de la Universidad de Jaén deben participar activamente en las actividades, programas y en los proyectos desarrollados por el personal técnico del CADE, especialmente en aquellos enfocados a la creación de redes de cooperación y a la incorporación de nuevas tecnologías de la información y comunicación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios