UNIVERSIDAD DE HUELVA

La planta agroalimentaria de I+D sale adelante con una inversión de un millón

  • La institución académica y el Ayuntamiento se alían en este proyecto dirigido a la investigación de alimentos preparados y procesados para el consumo

Comentarios 0

La agroindustria emerge como uno de los nichos de oportunidad de la economía onubense, con proyectos como el que va a ejecutar la Universidad de Huelva (UHU), en colaboración con el Ayuntamiento de la capital. Se trata de la Planta Piloto Agroalimentaria de I+D+I en alimentos de cuarta y quinta gama (procesados para su consumo), unas instalaciones que empezarán a construirse pronto en el Parque Huelva Empresarial, como ampliación del Ciderta (Centro de Investigación y Desarrollo de Recursos y Tecnologías Agroalimentarias) que la UHU tiene operativo en este polígono onubense desde 2009.

El rector de la Onubense, Francisco José Martínez y el vicerrector de Investigación, Jesús de la Rosa, han presentado la recreación virtual del proyecto dando cuenta de los últimos avances en la tramitación para la contratación de obras, que serán financiadas con una subvención estatal de un millón de euros en el marco del Campus de Excelencia Internacional Agroalimentario Ceia3. En la edificación se invertirán 800.000 euros y, en el equipamiento de la planta, los 200.000 restantes.

Esta infraestructura será complementaria al Centro Innovador de Productos Agroalimentarios que desde hace unos meses tiene operativo la Cámara de Comercio de Huelva con la participación del Centro Tecnológico Adesva. La planta piloto de la Universidad se ubicará junto a dicho centro y el Ciderta, conformando un nodo industrial temático dentro del parque.

El catedrático de Ingeniería Química, Pedro Partal, lidera uno de los grupos más competitivos en la transformación de productos agroalimentarios de la Universidad, con renombre nacional e internacional. La apuesta que desde el Ciderta se está haciendo por el avance del sector agroalimentario por parte de diversos equipos de investigación de Huelva da ahora un paso más para promover el desarrollo tecnológico de esta industria en el entorno socioeconómico. La necesidad de avanzar en las mejoras derivadas del desarrollo tecnológico en materia de maquinaria, procesado y transformación del producto, tiene actualmente como foco de atención el desarrollo de los denominados alimentos de cuarta y quinta gama, donde están surgiendo importantes oportunidades de negocio.

Así, los productos IV Gama están basados en el desarrollo de aquellos productos vegetales (frutas, hortalizas o hierbas frescas), procesados para aumentar su funcionalidad (pelados, cortados o lavados) pero sin cambiar de forma apreciable sus propiedades originales. Estos productos llegan al punto de consumo, envasados y mantenidos en óptimas condiciones de refrigeración, listos para su utilización.

Los productos V Gama se basan en el desarrollo de productos/platos preparados (elaborados con diferentes ingredientes) en los que el alimento se envasa al vacío, antes de recibir el tratamiento térmico de pasteurización. A continuación, se almacenan y distribuyen en condiciones adecuadas de refrigeración para mantener las características organolépticas. Estos productos han llegado y se han desarrollado, convirtiéndose en uno de los mercados más prometedores de la alimentación en España.

Por tanto, estos productos pueden considerarse como un filón para las empresas del sector y tienen una demanda cada vez mayor por parte de los consumidores, que buscan alimentos rápidos de preparar, pero sin sacrificar las propiedades de sabor, frescura y calidad. Algo en lo que la tecnología juega un desempeño fundamental. 

más noticias de ACTUALIDAD Ir a la sección Actualidad »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios